02/07/2004

SITUACIÓN DEL SECTOR EN GALICIA

SITUACIÓN EN GALICIA

 

Recientemente, La Voz de Galicia se ha hecho eco de una petición realizada por el Valedor de Pobo (Defensor del Pueblo) en la que denuncia la falta de 8.822 plazas de residencias de mayores para cumplir con loscriterios del Plan Gerontológico.

Según sus manifestaciones, habría hoy en Galicia 20.509 plazas de las que 3.915 serían de titularidad pública. La distribución de residencias no es homogénea habiendo más geriátricos en A Coruña, que residencias de mayores en Lugo, Ourense o Pontevedra.

Por eso pide un importante esfuerzo inversor en gasto social.

Estas manifestaciones se realizaron en el seno de un encuentro de Defensores del Pueblo autonómicos que tuvo lugar en Santiago de Compostela en la que llegaron a la conclusión de que el colectivo de personas mayores, en un proceso de crecimiento acelerado, vive con recursos insuficientes ante unas administraciones insensibles y un sector privado muy costoso; lo que en conjunto genera la propiciación de situaciones de vulneración de derechos. ¿La solución? Tomar medidas concretas, reforzar las inveriones y apostar por la calidad en la atención a ese colectivo.

Quizá, más que un esfuerzo inversor, haría falta un esfuerzo de imaginación que permitiese trasladar hacia la iniciativa privada la construcción de residencias en terrenos públicos y su gestión durante un tiempo determinado (con posterior reversión) a cambio de la gestión o del concierto parcial de plazas. Las experiencia de Madrid y Castilla la Mancha parecen ir por buen camino (la Valenciana ha sufrido un traspiés). Otra solución podría venir de concertar plazas con un precio que permita a los contratistas obtener un margen razonable de beneficio (y que siempre saldrían, a igualdad de calidad, a un precio inferior al que resulta una residencia pública gestionada por la administración).

La experiencia nos empieza a demostrar que, en las comunidades en que los precios públicos son razonables (o se acercan a lo razonable), la iniciativa privada responde. Esperemos que Galicia escuche el mensaje del Valedor de Pobo y aumente las plazas en residencias de mayores financiadas con fondos públicos con independencia de quién las gestiona.