02/03/2012

ASTURIAS: MALAVARES PRESUPUESTARIOS PARA ATENDER A LOS MAYORES

En las pasadas elecciones autonómicas en Asturias ganó sin mayoría absoluta el partido de Alvárez Cascos.  Eso de ser un partido "escindido" y no mayoritario tiene sus problemas ya que, a pesar de tener el gobierno, no pudo aprobar unos presupuestos para 2012 por lo que el Principado funciona con presupuestos prorrogados, algo muy difícil de hacer, sobre todo en las difíciles circunstancias actuales.

Esta falta de presupuestos es la que generan que Alvárez Cascos haya decidido adelantar las elecciones para el 26 de marzo y, dentro de este contexto preelectoral salta una noticia que leemos en la web de Europa Press.

Resulta que el gobierno del Principado, ya que no puede aprobar un nuevo presupuesto, ha decidido estringir el gasto del Ente Público de Comunicación y derivar más de 18 millones a que la Consejería de Bienestar Social pueda pagar prestaciones a personas dependientes.

El Ente Público de Comunicación es la televisión Pública de Asturias que, según leemos en su web tiene como objetivo reflejar las señas de identidad de Asturias, de sus ciudadanos, de sus costumbres, de sus pueblos, de sus valores más esenciales. RTPA nace con la vocación de servicio público y, para sus públicos, diversos y plurales, una televisión austera en sus costes pero atractiva para su audiencia por la calidad e interés de sus programas. Para alcanzar sus objetivos dispone de dos canales de televisión y uno de radio.

La pregunta se hace inevitable: ¿Cuánto cuesta mantener las televisiones públicas y cuánto costaría tener un sistema correcto de atención a la dependencia? Si no fuese porque faltan algo más de tres semanas para las elecciones parecería que los políticos se han puesto a priorizar en serio los gastos.  Con la contienda electoral a la vista, la cosa se difumina y resulta mucho más difícil sacar conclusiones.