27/08/2012

CLECE SE ADJUDICA LOS SERVICIOS DE SAD EN LA OROTAVA (CANARIAS)

Encontramos en la web del Ayuntamiento de la Orotava:

El Ayuntamiento sacó hace unos meses a concurso público este servicio al cumplirse los plazos programados por ley. Al mismo se presentó sólo la citada empresa Clece, que cumplió con todos los requisitos establecidos en las bases. Pero no accedió Mararía, que prestaba el servicio en la Villa desde hace más de diez años, debido a que tenía problemas con la seguridad social, con una deuda de 3.289.836 euros. Tras la correspondiente mesa de contratación, el siguiente paso del Consistorio fue elevar al pleno la aprobación de esta adjudicación del servicio de ayuda a domicilio a Clece pero la corporación municipal se vio obligada a retirar este punto del orden del día del pleno del pasado julio ya que la  Seguridad Social reclamó al Consistorio orotavense más de 300.000 euros de esta deuda generada por Mararía a la seguridad social, y en la que el Ayuntamiento no tiene responsabilidad alguna.

La institución local afronta esta deuda por responsabilidad solidaria, pues no es un débito generado por el Ayuntamiento villero, que hasta la fecha estaba al corriente con los pagos a Mararía.

La teniente de alcalde y concejala de Servicios Sociales del Consistorio villero, Belén González Rodríguez, subraya "que en este periodo de cambio, tal y como se aseguró en su día, se ha continuado prestando  con normalidad el servicio a los usuarios”.

 

SERVICIO DE AYUDA A DOMICILIO

El área de Bienestar Social del Ayuntamiento de La Orotava, atendió a unos 200 usuarios a lo largo del 2011, algo similar con respecto al año anterior. Y en este año, en lo que va de enero al presente agosto, se atiende a unos 170 usuarios.

En total, a lo largo de 2011, se registraron un total de 31.234 actuaciones, el mayor porcentaje, el 45´61% (unas 14.245 acciones), se destinó al aseo personal, y un 27´63% (8.629 actuaciones) al aseo y atención del hogar. Mientras que el resto de acciones cubren otras tareas como la del control de medicamentos, compras y cocinado de alimentos, entre otras cosas. Este año se estima una acción similar.

El 90% de los usuarios son personas mayores de entre 65 y 75 años de edad, mientras que el 10% restante son personas con alguna discapacidad. Y también existe mayor porcentaje de mujeres que hombres. La mayoría de los beneficiarios, a los que se visita entre 1 y 5 veces en semana, se localizan sobre todo en las zonas de medianías, en barrios como Benijos, Barroso, Aguamansa y La Florida, aunque otro número importante de usuarios se localiza en el centro urbano, La Perdoma, la Villa Arriba y San Antonio-La Vera.

El consistorio villero destina unos 400.000 euros a esta prestación social que se oferta en el municipio desde 1990 y con la que se pretende apoyar a diversas personas con necesidades, especialmente mayores y las que tienen alguna discapacidad, para que puedan mantener cierta independencia y no ser internados en un centro de atención especializada. Además de facilitársele su permanencia en su medio habitual, también se mejora la convivencia con la familia y el entorno, y se beneficia a los familiares que por diversas circunstancias no pueden atender al usuario.

Este servicio en La Orotava es totalmente gratuito para los usuarios y se pueden beneficiar de esta prestación básica todos aquellos ciudadanos, mayores o con alguna discapacidad, que lo demanden por alguna necesidad y que estén empadronadas en esta localidad. Asimismo, lo pueden demandar familias con menores que precisen ser auxiliados en sus tareas parentales. Pero los usuarios de la ayuda a domicilio deben cumplir con unos requisitos mínimos como no superar unos ingresos y no recibir prestación económica por la Ley de Dependencia, ya que son incompatibles.

El Ayuntamiento orotavense es el responsable de la gestión de este servicio desde su puesta en marcha, hace veintidós años. A partir del año 2001 lo hizo a través de la Cooperativa Mararía, que contó con más de una veintena de personas especializadas para ofrecer una atención  profesional y rigurosa con los usuarios que requieren estas prestaciones. Y ahora la nueva empresa asume a todo este personal especializado.

El servicio de atención domiciliaria es así una asistencia que se adapta a cada situación particular, pero en líneas generales se actúa con tareas que mejoran al máximo la autonomía personal en el medio habitual de vida, la capacidad de relación social y la independencia de cada usuario. En esta línea, la edil detalla que se trata de una actuación polivalente de carácter preventivo y rehabilitador, mediante la cual se presta asistencia individualizada y de apoyo. Ésta puede ser en las labores domésticas como en la limpieza de la casa, elaboración de comidas, lavado y planchado de ropas; de carácter sanitario como el acompañar al usuario a médicos o ayudarle en la administración de medicamentos; y otras son de cuidado personal y paliativo. Además se prestan otros servicios educativos y de apoyo psicosocial y familiar. En definitiva todo lo que favorece la integración y socialización de estas personas.

La concejala responsable de Bienestar Social, María Belén González Rodríguez, valora los resultados de esta relevante y necesaria acción social, ya que permite aportar mayor calidad de vida a todos aquellos vecinos que tienen necesidad de asistencia en su domicilio por razones de falta de autonomía o por limitaciones físicas, psíquicas y social-económicas o familiares que merman su capacidad a la hora de realizar las acciones propias de la vida cotidiana y de higiene personal.