13/05/2019  (‎1 opiniones)

Detectar el alzhéimer con un análisis de sangre

¿Quieres valorar esta noticia?

Selecciona las estrellas:
 

 

 

Uno de los principales objetivos de los investigadores de la enfermedad de Alzheimer es encontrar un método eficaz, barato y rápido que permita detectar el mal antes de que aparezcan las primeras señales. La detección precoz es una importante herramienta que permite retrasar la aparición de los síntomas o ayudar a detener su avance.

TEST DE SANGRE ALZHEIMEREs conocido que el alzhéimer produce cambios en el cerebro hasta 20 años antes de que se manifiesten los síntomas. Para detectarlo, se han realizado estudios para encontrar biomarcadores en la sangre que den resultado mediante un análisis, de manera no se tenga que acudir a pruebas dolorosas y de un alto coste como las punciones en el primer caso o las resonancias en el segundo. Uno de estos estudios es que que han realizado investigadores de la Universidad Ruhr-Bochum (Alemania) que han publicado en la revista Alzheimer and Dementia: Diagnosis, Assessment and Disease Monitor.

El análisis permite detectar el alzhéimer ocho años antes de los primeros síntomas clínicos y de que aparezcan las características placas en el cerebro. Los investigadores se fijaron en que la proteína beta amiloide, uno de los biomarcadores del alzhéimer, el otro es la proteína tau, se pliega de manera anómala mucho antes de que aparezcan los síntomas; es posible ese plegamiento a través de un análisis de sangre y eso daría la clave de un diagnóstico precoz. 

Este análisis detecta el 71 % de casos sin síntomas, aunque también da un 9 % de falsos positivos. Para aumentar el número de casos correctamente identificados y reducir el número de diagnósticos falsos positivos, se añade otro análisis de la proteína tau, que se extrae del líquido cefalorraquídeo de la médula espinal, para las personas que dan positivo en el primero, lo que reduce los falsos positivos a un 3 %. Si ambos marcadores son positivos, hay una alta probabilidad de desarrollar alzhéimer. Se está trabajando ya para que se pueda detectar también la proteína tau mediante un análisis de sangre. 

El objetivo final es atacar la enfermedad antes de su aparición sintomática o cuando se detectan las placas en el cerebro y, de esta manera, evitar sus devastadoras consecuencias.