02/05/2013

EL NUEVO RECORTE A LA LEY DE DEPENDENCIA NO SE ENTIENDE

El gobierno ha difundido un documento con el título "Programa Nacional de Reformas. Reino de España 2013", que es el que enviará a Bruselas para convencer a la Unión Europea de que continuamos en la senda de la reducción del déficit público.

 

Este informe contiene tres menciones a la Ley de Dependencia (LAPAD) que generan preocupación:

 

En la página 23 dice:

 

Se ha procedido a una profunda reforma del Sistema de Atención a la 
Dependencia, en julio de 2012, para racionalizar y modernizar los servicios 
prestados, garantizando su sostenibilidad. Se modificó y simplificó el proceso para 
valorar las situaciones de dependencia y los servicios prestados, se revisó la 
retroactividad en el pago de las prestaciones económicas, se potenció la colaboración 
público privada, se demoró la incorporación al sistema de las personas beneficiarias 
con menor grado de dependencia y se racionalizaron las altas en la seguridad social 
de los cuidadores no profesionales, entre otros (CSR 1.4.31, 1.4.32 y CSR 1.4.33). 
Con la aplicación de estas medidas el gasto se ha reducido en 599 millones de euros 
en 2012, estimándose una reducción adicional de 1.108 millones en 2013 y de 571 
millones de euros adicionales en 2014. 

Se ha procedido a una profunda reforma del Sistema de Atención a la Dependencia, en julio de 2012, para racionalizar y modernizar los servicios prestados, garantizando su sostenibilidad. Se modificó y simplificó el proceso para valorar las situaciones de dependencia y los servicios prestados, se revisó la retroactividad en el pago de las prestaciones económicas, se potenció la colaboración público privada, se demoró la incorporación al sistema de las personas beneficiarias con menor grado de dependencia y se racionalizaron las altas en la seguridad social de los cuidadores no profesionales, entre otros (CSR 1.4.31, 1.4.32 y CSR 1.4.33). 

Con la aplicación de estas medidas el gasto se ha reducido en 599 millones de euros en 2012, estimándose una reducción adicional de 1.108 millones en 2013 y de 571 millones de euros adicionales en 2014. 

En la página 53 añade:

La reforma del Sistema de Atención a la Dependencia tiene como finalidad racionalizar el sistema de atención a la Dependencia y garantizar su sostenibilidad, para lo que se aprobaron en 2012 numerosas medidas, que tendrán un impacto presupuestario significativo en 2013 por importe 1.108 millones de euros (CSR 1.4.32 y CSR 1.4.33). En línea con lo anterior en 2013 están previstas las siguientes reformas:

• Se está elaborando un Proyecto de Real Decreto sobre capacidad económica y participación del beneficiario en las prestaciones del Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia donde se plantea que la aportación del beneficiario al coste de los servicios se incremente en torno a un 5% adicional, en una perspectiva de progresiva implantación en un periodo de 3 años. El impacto en el ahorro de esta medida será en 2013 de 339 millones de euros. 

• Con el objetivo de adecuar las prestaciones a las necesidades reales de los dependientes y priorizar los servicios profesionales sobre las prestaciones económicas, y para regular las prestaciones del sistema está previsto aprobar en 2013 dos Reales Decretos, con los que se conseguirá un ahorro de 489 millones de euros.

 

Por último, en la página 191 cuando concreta las acciones y ahorros prioritatios dice:

 

Racionalización del sistema de atención a la dependencia y garantía de su sostenibilidad 

• Incremento de la aportación del beneficiario al pago de los servicios 

• Adecuación de las prestaciones a las necesidades realesde los dependientes y priorización de los servicios profesionales sobre las prestaciones económicas

Ahorros estimados en 2013 de 628  M€ (339 M€ + 289 M€) .

 

No cabe duda de que se pretende gastar menos que el año pasado pero.  ¿Cómo afecta esto a las personas dependientes que reciben servicio en residencias geriátricas concertadas, públicas, cobrando prestación económica vinculada (PEV)? y ¿Cómo afectará a los prestadores de esos servicios (residencias geriátricas, centros de día, serivicios de ayuda a domiclio) y a quiénes hoy trabajan en dicho cuidado?

 

Es casi imposible sacar el agua clara de este documento que parece haber sido escrito, no para ser leído en detalle sino únicamente para que alguien considere que "el esfuerzo sigue".

 

Para empezar, es incomprensible que en una página prevea en 2013 un ahorro de 1.108 millones de Euros y unas páginas más allá lo reduzca a 628 Millones.  La diferencia es de ¡480 millones de Euros! (suena aún más brutal si lo traducimos a ochenta mil millones de las extintas pesetas).

 

También cuesta entender que una subida del 5% en el copago suponga un "ahorro" de 300 millones, cuando se estima que en la actualidad el copago total sube a 600 millones.  El truco está en que el 5% no se refiere al copago de cada dependiente sino a lo que supone todo el copago respecto al gasto total en dependencia.  La verdad es que el aumento de copago que se propone supone el 50%.

No resulta nada difícil de entender que se vaya a "racionalizar" la prestación económica para el cuidador no profesional. Ya se les ha bajado entre el 15 y el 30% desde Julio pero continua siendo la prestación favorita.  Lo que hay que adivinar es cómo esta "racionalización" supondrá una apuesta 

La clave para saber cómo afectarán estas medidas a los prestadores de servicio y a los profesionales que trabajan son las siguientes:

 

- Cómo se aplica el nuevo copago en cada comunidad autónoma.  Si el sistema es verdaderamente equitativo podría suponer que, en la banda alta de capacidad económica, algunos usuarios por ejemplo de residencia para mayores dependientes, viesen incrementada de forma sustancial su aportación y los demás lo vieran de forma reducida.  Sólo si esto fuese así se evitaría una "huída de las residencias".  En este sentido, las comunidades autónomas que han sido más aplicadas y han ido incrementando el copago en los últimos años sólo tendrán que hacer pequeños ajustes.  Las que seguían cobrando un porcentaje de la pensión sin tener en cuenta toda la capacidad económica de los beneficiarios, tendrán que hacer una subida más importante. Lo que está claro es que la repercusión no será la misma para una residencia en Madrid que para una residencia en Barcelona.

 

- Cómo se priorizan los servicios profesionales.  Esta frase está muy bien pero le falta contenido.  Si se reduce la prestación económica para el cuidador no profesional y, parte del dinero que se ahorra se gasta en la contratación de servicios profesionales, entonces iríamos por el buen camino.  Si esa reducción se cuantifica en un ahorro de 400 millones al año, entonces es que se trata, no de una "racionalización" sino de un recorte puro y duro.

 

La clave pues estará en los Reales Decretos que apruebe el gobierno y en qué medida las comunidades autónomas lo incorporarán a su reglamentación.  

 

Si algo queda claro es que, después de las sucesivas reformas de la Ley, la última en Julio de 2012.  Lo que se pensó en un principio y lo que ha acabado saliendo no se parecen en nada.  Quizás es un buen momento para releer el cuento "La Gemela Sinietra", publicado en Negocios y Gestión Residencial en 2010 y en el que ya se planteaba algo que ahora parece estar pasando.

Aquí hay algunos enlaces a cómo los medios de comunicación están tratando del recortes:

 

 

http://sociedad.elpais.com/sociedad/2013/05/01/actualidad/1367407124_359360.html

 

 

http://www.20minutos.es/noticia/1802161/0/plan-reformas/millones-recorte/ayudas-dependencia-sanidad/