03/09/2012

EN ARGENTINA: CLASES PARA REDUCIR LA BRECHA DIGITAL

Las iniciativas en diferentes paises para que nadie quede fuera de la revolución digital se suceden incesantes.  Para un adulto mayor que no sepa cómo utilizar medios tecnológicos, ya sean éstos un teléfono celular con conexión a internet, un cajero automático o un ordenador, la sensación puede ser la de irse alejando del mundo.

Cursos de internet para mayoresHoy en día resulta común que puedan sacarse las entradas para un cine a través de internet.  Los que lo hacen entran directamente, los que no, tienen que hacer una larga cola.  Antes había cuatro o cinco taquillas con una persona detrás, ahora hay muchas menos debido a que cada vez más personas aprovechan la red para adquirir la localidad.  La consecuencia es que los que están "fuera de la red" sufren.  Lo mismo es aplicable si se quiere hacer gestiones del día a día, ya sea renovar un documento, pedir hora para una consulta del médico o saber el saldo de una cuenta bancaria (se puede hacer en un clic desde casa o pasar una mañana de aquí para allá).

En Buenos Aires casi el 70% de los mayores, de entre 70 y 79 años, no utiliza las computadoras, y este número asciende a casi el 90% en los mayores de 80. Para evitar que existan grupos que se vayan quedando desplazados, los cursos para personas mayores resultan muy útiles.

Leemos en el periódico La Nación de Argentina que se ha puesto en marcha la iniciativa Postas Digitales.  Ya se han puesto en marcha 16 Postas en las que los abuelos porteños están aprendiendo a utilizar la computadora y manejarse con soltura por el ciberespacio.

"Usando la computadora me siento feliz y realizada. Este curso es una gran cosa para la gente de nuestra edad. Lo que quiero es aprender a mandar mails para comunicarme con mi hijo que vive en Río Gallegos", dice Bernardina Cuevas, de 72 años, mientras escribe su nombre en un archivo y revisa las anotaciones que hizo sobre una fotocopia con el dibujo de un teclado.

Ver la noticia completa