04/07/2005

FUNDACIÓN SAR Y AFAB ALCANZAN UN ACUERDO

La Fundación SAR y AFAB desarrollan un programa de ayuda a los enfermos de Alzheimer y sus familias

Unas 40.000 personas padecen en Cataluña la enfermedad de Alzheimer, una enfermedad que no sólo afecta al que la padece, sino también a su cuidador. El programa desarrollado por la Fundación SAR y AFAB tiene como objetivo ofrecer una atención personalizada al enfermo y garantizar la calidad de vida del familiar, su cuidador principal.

La enfermedad de Alzheimer es una enfermedad progresiva que ataca el cerebro y genera como consecuencias limitaciones de la memoria, el razonamiento y el comportamiento. Este mal afecta a aproximadamente 22 millones de personas en todo el mundo, siendo la más común de las enfermedades causantes de demencia. Esta enfermedad, que se da principalmente en las personas mayores de 65 años, no conoce fronteras de índole social ni económica y puede afectar a hombres y mujeres casi por igual.

El programa se desarrollará en los centros SAR La Salut y SAR Regina. Ambos disponen de unidades especializadas en la atención de este tipo de enfermos donde los profesionales desarrollan planes que combinan la psicoestimulación cognitiva con los tratamientos farmacológicos, con el objetivo de frenar, en la medida de lo posible, el avance de la enfermedad. Estos programas favoreceren el descanso del cuidador, ya sea de forma puntual o permanentemente, estudiando y analizando las necesidades de cada caso.

La enfermedad de Alzheimer provoca un enorme desgaste en la salud del familiar que atiende al paciente. Mientras la persona mayor continúa residiendo en su domicilio, en el cuidador suele producirse un aumento de síndromes depresivos, quejas por malestar físico y un incremento de la frecuencia con que visita al médico.

"Se dice que la enfermedad de Alzheimer golpea el cerebro del enfermo y afecta al corazón de la familia. La alteración emocional que la patología causa en los cuidadores y en las familias debe tenerse en cuenta en el momento de planificar cualquier terapia. La actitud del cuidador principal y de la familia va a ser fundamental en la efectividad del tratamiento”, afirma María Dulce Fontanals, directora de la Fundación SAR.

La Fundación SAR es privada, de ámbito nacional y no tiene ánimo de lucro. Fue creada en enero de 1998 para fomentar el interés y sensibilidad de la opinión pública hacia la protección social y la calidad de vida de las personas con dependencia, especialmente de los mayores. La Fundación SAR, sensible a la problemática del Alzheimer, también tiene un convenio de colaboración con la Fundación ACE, prestigiosa entidad cuyo objetivo está centrado en el diagnóstico, tratamiento y asistencia de las personas con demencias, por el cual forma a sus profesionales especializados en este tipo de enfermos y presta una especial atención a la investigación para mejorar su atención.

La Asociación de Familiares de Enfermos de Alzheimer de Barcelona se creó en 1991 por la inquietud de unos familiares para recabar información oficial de la enfermedad de Alzheimer y aprender como afrontar la situación que surge en la familia. Es una asociación sin ánimo de lucro que actualmente cuenta con 2.500 socios y muchos colaboradores. El único objetivo que se han marcado es el de la mejora de la calidad de vida de los enfermos y sus familiares