02/03/2009

GARBANZOS NEGROS: ACUSADA DE APROPIACIÓN INDEBIDA UNA EMPRESARIA

GARBANZOS NEGROS: ACUSADA DE APROPIACIÓN INDEBIDA LA PROPIETARIA DE UNA RESIDENCIA

 

Si entre los 4.500 gerentes de residencias que existen aproximadamente en España, hay alguno sin escrúpulos que se aprovecha de sus usuarios, éste debe ser castigado y expulsado de este sector. Esto es algo en lo que coincidimos todos pero, con los expolios y apropiaciones indebidas pasa como con el maltrato, aunque sabemos que la mayor parte de veces suceden en el entorno familiar, reulta más espectacular y "mediático" cuando se imputa a una residencia la comisión de un delito.

Leemos en Terra.es que La Fiscalía de la Audiencia de Barcelona solicita tres años de prisión para la directora de un geriátrico de esta ciudad por un delito continuado de apropiación indebida de unos 18.000 euros de una cuenta corriente de la que era cotitular junto con una residente en este centro.

La sección 17 de la Audiencia de Barcelona ha visto hoy el juicio contra la dueña del geriátrico, que, supuestamente, habría transferido a cuentas de su madre y de su hija fondos de la libreta de ahorros de la residente, F.C.M.Ll., con la que compartía la titularidad de la cuenta.

 

Quien tenga la paciencia de leer todo el artículo se sorprenderá de dos cosas: Por un lado see está planteando una posible apropiación indebida basada en el uso que la propietaria de la residencia tenía de forma conjunta coun una residente (¿La propietaria ha de ser cotitular de una cuenta de un residente, sea cual sea el uso que haga de ella?). Por otro lado al final de la noticia aparece la siguiente mención: I. L. A. ya fue juzgada y condenada a un año de prisión el año 1994 por un delito de falsedad documental y a una multa de 500.000 pesetas por desatención a ancianas, además de otra por estafa y a pagar 30.000 pesetas de indemnización a 18 mujeres de avanzada edad que residían en su centro geriátrico. El tribunal absolvió en aquel juicio a López Alba de los presuntos delitos de homicidio, imprudencia con negligencia profesional, omisión del deber de socorro, usurpación de funciones y estafa que le imputaban el fiscal y cuatro acusaciones particulares, que pidieron 26 años de prisión por seis delitos diferentes. La duda es esta: Si hace quince años fue absuelta de esas imputaciones tan graves ¿Es ético que el periodista lo remarque ahora?

Si un periodista fuese acusado de violar a una niña y en el juicio se le absolviese, ¿sería ético que al cabo de quince años si alguien imputase al mismo periodista de una posible evasión fiscal se remarcase que en el pasado había sido imputado y absuelto de violación?

Es lo que pasa en nuestro sector. En algunas ocasiones se mezclan dos tipos repulsa: la que se siente ante una situaición de posible abuso y la que produce la chusca forma de transmitir la información por parte de algunos medios.