02/10/2014

PARA LOS ABOGADOS ES UN MALTRATO EL QUE NO SE TRAMITE LA DEPENDENCIA

La tramitación de Prestaciones Económicas Vinculadas (un tipo de ayuda previsto en la Ley de Dependencia) llevan paralizados en Cataluña desde julio de 2013.  Fue una medida que se anunció como transitoria pero que lleva aplicándose más de un año sin que, a pesar de las promesas de la Generalitat, parezca tener un fin cercano.

 

Ante esta situación que ha llevado, según la asociación de directores ASCAD,  a más de 2.000 personas mayores catalanas con derecho a recibir ayudas, a una situación de desprotección, el Colegio de Abogados de Barcelona, a través de la Comisión de Derechos de la Gente Mayor,ha lamentado el "maltrato" al que la Conselleria de Bienestar Social y Familia de la Generalitat somete a los ancianos al haber retirado hace más de un año la prestación económica vinculada al servicio, ´Pevs´, una ayuda para costear residencias privadas mientras esperan por una pública. 

 

El hecho de denominar como maltrato a la paralización establece un paralelismo con la situación que se generó en 2012 cuando ASCAD denunció ante la Fiscalía que la suspensión en el pago a las residencias concertadas y colaboradoras por parte del ICASS podía suponer un delito contra los dependientes por ponerles en situación de riesgo.

 

Como la Generalitat ha anunciado recientemente que está trabajando en una Orden para reestablecer la tramitación de las PEVs, es posible que esta nueva polémica pueda atajarse pronto, cosa que agradecerían los dependientes catalanes.