06/02/2010

SAD, COPAGO Y LEY DE DEPENDENCIA

La Ley de Dependencia impone el copago en la recepción de servicios, siempre según la capacidad económica de la persona y sin que la obligación de pagar afecte al derecho de recibir el servicio.  Esta es la teoría ya que, cuando hablamos de Servicio de Ayuda a Domicilio la cosa cambia.  Resulta que en muchos ayuntamientos de España, hasta ahora el SAD se prestaba sin participación económica del usuario o con una tasa tan reducida que en la práctica era casi gratuito.

¿Qué pasa cuando se establece el copago o cuándo éste se incrementa?  Pues en Avila, segú leemos en Avila Digital una subida en la tasa ha hecho que más del 90% de los beneficiarios hayan renunciado al servicio.

Si leemos a fondo la noticia vemos que se trata de una denuncia hecha por la oposición sin aportar datos fiables pero, aunque no sea el 90 sino el 40% es algo a tener en cuenta.

El altísimo número de presaciones económicas para el cuidador no profeisonal se debe en parte a que algunas familias tienen que optar entre un número de horas de SAD que consideran insuficiente o una cantidad de dinero con el que, entre otras cosas, pueden "compar" SAD informal.

En fin, otra reflexión a hacer en relación a la aplicación de la LD.