21/02/2014

CATALUÑA: ICASS GENERA UNA SITUACIÓN KAFKIANA PARA ALGUNAS RESIDENCIAS

Ver actualización de esta noticia del día 21 de febrero a las 17:15 horas

 

Una situación verdaderamente kafkiana es la que están viviendo algunas residencias concertadas en Cataluña.

 

Las residencias de mayores concertadas son residencias privadas que tienen un contrato con la Generalitat mediante el cual ésta les "compra" una serie de plazas que se convierten así en plazas públicas.

 

Los contratos que firman ICASS (Generalitat) y los propietarios de la residencia tienen carácter anual con la posibilidad de ir firmando prórrogas en años sucesivos hasta llegar a un máximo, normalmente de cinco años.

 

La firma de la prórroga supone que la Generalitat contacta con la residencia, a veces propone alguna modificación en el contrato (que debe ser aceptada "sí o sí" por la residencias, y ambas partes formalizan la prórroga.  

 

¿Qué pasa si la Generalitat no contacta con la residencia concertada para formalizar la prórroga?  Esto es lo que ahora están descubriendo algunas residencias.  Lo que pasa es que, dejan de cobrar de la Generalitat.

 

En algún caso concreto el retraso en la firma de la prórroga puede ser causado por la propia residencia.  Esto pasaría si el centro recibe el documento y no lo firma.  Pero en la mayoría el problema es de la administración.  Parece que se les acumula el trabajo y quedan prórrogas por tramitar.  Después el interventor, encargado de velar por la legalidad de los pagos que realiza la administración, dice que no se pueden pagar cantidades que no estén justificadas.  Y en medio algunas residencias concertadas que pueden encontrarse con que, después de haber visto como la Generalitat no les pagaba porque no tenía dinero, ahora no les paga porque se le ha acumulado el trabajo y no puede tramitar los expedientes correctamente.

 

El día de ayer fue de gran movimiento, entre llamadas por parte de muchas residencias que veían que los pagos previstos para final de mes no aparecían en el sistema informático de la Generalitat, hasta la recomendación por parte de ACRA, patronal más representativa, para que todo aquél que se encuentre en esa situación se ponga en contacto inmediatamente con  ICASS.

 

Algunas residencias incluso se plantean si no tendrán derecho a que la administración les dé alguna compensación si llegan a no cobrar por algo que en absoluto es culpa suya.

 

Quizás la respuesta está en el artículo 106 de la Constitución: "Los particulares, en los términos establecidos por la ley, tendrán derecho a ser indemnizados por toda lesión que sufran en cualquiera de sus bienes y derechos, salvo en los casos de fuerza mayor, siempre que la lesión sea consecuencia del funcionamiento de los servicios públicos".   Pero sólo quizás.