09/08/2016

Los tratamientos con células madre mejoran los síntomas de la artritis en personas mayores

La artritis es una enfermedad neurodegenerativa de las articulaciones que consiste en la inflamación o desgaste de las articulaciones. Las causas son diversas: excesivo ejercicio, una lesión mal curada, malas posturas, movimientos repetidos en el tiempo, etc. Esta enfermedad es muy dolorosa y puede llegar a ser muy incapacitante, limitando los movimientos y causando hinchazón y dolor en las articulaciones, temblor en las extremidades, principalmente en las manos, pérdida progresiva de la fuerza y deformación de la parte del cuerpo afectada.

Artritis en ancianosUn gran número de personas mayores de 60 años viven en todo el mundo con dolor producido por la artritis. Es una franja de población que se ve obligada a tomar medicinas que en gran medida solo palían los dolores.

Las previsiones, teniendo en cuenta la tendencia de envejecimiento general que se produce en casi todos los países en que el número de personas mayores afectadas por este mal se duplique en la próxima década, según datos de la American Geriatrics Society, AGS (Academia Estadounidense de Gerontología o Envejecimiento).

La respuesta a esta dolorosa enfermedad puede venir de la mano de las células madre mesenquimales (MSC), que se administran al paciente y regeneran el tejido articular dañado, que están teniendo buenos resultados en pacientes de la tercera edad.

Diferentes experiencias muestran que pacientes de 80 años o más tratados con esta terapia, en un tanto por ciento elevando, mejoran y pueden caminar con menos dolor y disminuir las dosis de medicamentos analgésicos.

Estas terapias también son una solución para pacientes de entre 70 y 90 años que pueden recurrir a ella en lugar de a una operación, que siempre conlleva riesgos, sobre todo en edades avanzadas.

Lo sorprendente de la terapia con células madre es que, en personas afectadas de 80 a 90 años, los resultados, aunque en menor medida que en aquellas de 50 o 60, son relativamente buenos, cuando el pensamiento común es que estas terapias no son efectivas en edades avanzadas.

Nos parece una esperanzadora noticia que se esté investigando e innovando en este campo de las células madre para aliviar una de las enfermedades que más afectan a la calidad de vida de las personas mayores ya vivan en sus casas o en residencias geriátricas.

Para más información sobre la artritis se pueden consultar los siguientes enlaces:
http://www.ser.es/
http://www.conartritis.org/