Tecnologías de vanguardia para que los pacientes recuperen autonomía y calidad de vida

La evolución de los tratamientos de rehabilitación neurológica en residencias

La longevidad de la población y el crecimiento de patologías como los ictus o el Parkinson suponen un reto para los enfermos y sus familiares. De hecho, en la actualidad el daño cerebral adquirido afecta a más de 400.000 personas en España y el 90% de ellos padece secuelas. Para ayudar a este tipo de pacientes la rehabilitación neurológica y funcional desempeña un papel clave en su proceso de recuperación. El objetivo del proceso es mejorar la movilidad, la comunicación y que el enfermo recupere autonomía y calidad de vida. 

La rehabilitación neurológica es un proceso dirigido a personas de todas las edades que tengan alguna lesión del sistema nervioso central o alguna enfermedad neurodegenerativa, que hayan sufrido accidentes, lesiones cerebrales o que padezcan enfermedades neuromusculares. Mediante ejercicios, terapias y tratamientos personalizados logran desde una recuperación completa hasta una mejora significativa en la funcionalidad y el estado de salud del paciente. 

Las residencias Vitalia son un referente en rehabilitación neurológica y funcional. Cuentan con un equipo experto que trabaja en sus unidades de terapias intensivas (UTIS) con tecnologías y terapias de última generación. Además, cuentan con el asesoramiento de reputados médicos especialistas del Hospital San Vicente, centro de referencia nacional especializado en el tratamiento y rehabilitación del daño cerebral.

También es posible recibir estos tratamientos de forma ambulatoria, aunque no se sea residente de Vitalia, o reservar una estancia temporal para centrarse en la rehabilitación. Un equipo multidisciplinar realiza una valoración previa de cada paciente para prepararle un programa de rehabilitación específico e individualizado, dependiendo de la edad de la persona y de los daños que padezca. 

Beneficios de la rehabilitación neurológica y funcional

La neurorehabilitación o rehabilitación neurológica y funcional aporta importantes beneficios. Por un lado, mejora el equilibrio y la postura y aumenta la fuerza y la resistencia. Por otro, también es eficaz para prevenir enfermedades y posibles lesiones. 

Durante el tratamiento se trabaja para que el paciente recupere su independencia personal y vuelva a ser capaz de realizar las actividades cotidianas como comer, vestirse, asearse, etc.

Por su parte, la logoterapia para volver a aprender a hablar, leer, escribir o tragar. Y la fisioterapia para controlar o ralentizar la degeneración muscular. 

Además, se pueden incluir terapias para mejorar la memoria, la motricidad y la cognición y apoyo psicológico y emocional  para mejorar el manejo de las emociones, el control de la ansiedad, el dolor o la fatiga. Es importante que el entorno del paciente también esté implicado en el proceso para obtener mejores resultados y lograr los objetivos planteados. 

Los resultados de la rehabilitación neurológica y funcional de Vitalia resultan muy esperanzadores y el 80% de los usuarios que tratan recupera su actividad para la vida diaria. Por ello es tan importante ponerse cuanto antes en manos de profesionales expertos que aporte un enfoque integral para recuperar, minimizar o ralentizar las secuelas físicas y emocionales de las patologías neurológicas. Por ejemplo, una rehabilitación intensiva y precoz durante el primer año después de un ictus ofrece los mayores progresos.

Deja una respuesta